Puntos de cocción de la carne: guía práctica

Para los amantes de un buen chuletón los puntos de cocción de la carne son un factor muy importante a tener en cuenta para disfrutar de un buen plato.

Cuando tenemos delante una buena pieza de carne de calidad debemos saber cocinarla para sacarle todo su partido y disfrutarla al máximo. Para ello, los puntos de cocción de la carne son los que van a determinar el resultado.

Lo primero que tenemos que decir es que no existe un punto “ideal”, sino que los puntos de cocción de la carne varían en función de los gustos de cada persona. A rasgos generales, existen 4 puntos de cocción de la carne.

Puntos de cocción de la carne

Muy poco hecha o punto rojo o inglés

Es cuando la carne conserva un color rojo intenso en el centro y tiene una textura blanda y jugosa. Su superficie está sellada pero por el centro está cruda. La clave para conseguir este punto es hacerla un par de minutos por ambos lados a un fuego bastante alto.

La temperatura interna de la carne debe ser de 40ºC o incluso menos.

Poco hecho o al punto

Para muchos este es el punto ideal de la carne, ya que es el punto al que mejor conserva todos su jugos. Aún mantiene algo de color rojizo en su interior y por fuera está bien sellado. En boca es tierna y jugosa pero ofreciendo cierta resistencia.

La temperatura interna de la carne debe ser de aproximadamente 50ºC.

Medio hecho o tres cuartos

La carne adquiere un color café claro y comienza a perder un poco sus jugos y algo de sabor. Su interior se queda de un color rosado. Aún está tierna pero está mucho menos jugosa que en los puntos anteriores.

La temperatura interna de la carne debe ser de entre 55ºC y 65ºC.

Muy hecho

Sin duda es uno de los puntos de cocción de la carne más criticados, ya que la carne se queda seca porque llega a perder hasta un 70% de sus jugos. La carne se queda se un color marrón oscuro o incluso gris, tanto en el interior como en el exterior, y en boca presenta una textura dura y resistente.

En este punto, la temperatura interna de la carne supera los 70ºC.

Cómo conseguir cada punto

Para conseguir los diferentes puntos de cocción de la carne la clave está en el grosor de la carne. De esto dependerán los tiempos de cocción, por lo que nos ayudará mucho tener un termómetro especial para conocer la temperatura del interior de la carne.

Es importante saber que cuanto menos hecha esté la carne (más roja), más jugosa estará. Esto se debe a que al exponerse menos al calor los jugos se conservan mejor, así como la cantidad de proteínas.

Unos consejos extra

Para que tu carne queda estupenda, a parte de los puntos de cocción de la carne que existen, te dejamos unos cuantos consejos clave.

La carne debe estar a temperatura ambiente para cocinarla, por lo que es conveniente sacarla de la nevera un rato antes de hacerla.

La sartén (o la plancha) debe estar bien caliente cuando pongamos la carne para evitar que esta se cocine en sus propios jugos.

No debemos poner nada de aceite. Si lo hacemos, freiremos la carne.

La sal se pone a mitad de la cocción o al final, pero nunca antes de empezar, ya que corremos el riesgo de que la carne pierda sus jugos.

Usaremos sal gorda y en escamas, esto le dará un toque majestuoso a nuestra carne.

Por último, no olvides que el interior de la carne sigue incrementando su temperatura de 3 a 5 ºC una vez que lo retiramos del fuego. Así que si vas a medir la temperatura de la carne para conseguir el punto exacto, tenlo en cuenta.

En Carmelo Puche traemos para ti una gran variedad de las mejores carnes y somos especialistas en asesorarte con tus chuletones. Sabemos lo importante que es un producto de calidad para apreciar bien su sabor, por eso solo te traemos lo mejor. Además, estamos encantados de asesorarte para cocinar tus piezas de carne. ¡Pregúntanos y disfruta de una carne de toda confianza!